Graceling (Cashore, Kritistin)

PortadaTítulo: Graceling (Graceling).

Autor: Kristin Cashore.

Editorial: Roca Editorial

Número de páginas: 394.

Valoración: ♥♥♥


Sinopsis oficial de la editorial:

Hay gente en estas tierras que tiene poderes extraordinarios a los que llamamos gracias. Una gracia puede tener un valor infinito o puede ser totalmente inútil. Una gracias puede hacer que alguien sea veloz como el viento, o que sea capaz de predecir el tiempo, mientras que otras solo harán que hables al revés o te subas a los árboles. Mi nombre es Katsa. Soy un instrumento que mi Rey utiliza para castigar a sus enemigos. Mi gracia es matar.


Opinión personal:

tenorYa volvemos a la normalidad, leyendo un libro por semana, aunque los exámenes se acercan y puede que retrasen nuestras publicaciones.

Después de 4 meses leyendo un libro sin ningún tipo de poderes surrealistas o imposibles (El Origen de las Especies), era hora de que volviera a los libros de fantasía. Tenía tal necesidad de leerme un libro completamente ajeno a la realidad, que me leí este y su secuela en dos días.

El libro está basado en una Europa medieval, con 7 reinos: Nordicia (en el norte), Oestia (oeste), Elestia (este), Terramedia (en el medio), Meridia (sur), Lenidia (linde) y Monmar (montañas). Los nombres de los reinos no son muy imaginativos, pero a estos se los compensa con los nombres de los personajes: Po? La primera vez que lo vi no puede evitar pensar en mi infancia, los Teletubbies nunca te abandonan; aun así, ese es solo el apodo que le dan, su nombre verdadero es aún peor: Granemalion Verdeante (¿a alguien más le suena a nombre de dragón?). ¿A quién se le ocurre llamar a su hijo Granemalion Verdeante?

Po Teletubbies.jpg

(Recordaba a Po más mono y adorable y menos muñeco de cera poseído que parece que te va a atacar por la noche; no se como podía irme a dormir después de ver esa serie)

No es un libro extremadamente complejo u original ni con personajes que evolucionen a lo largo de la historia, pero en el fondo, tampoco me lo esperaba, era de hecho una de las razones por las que quería leerme un libro de fantasía: no suelen ser densos y suelen estar llenos de aventuras y ser relativamente entretenidos.

Digo que no es particularmente original porque tenemos a una protagonista que odia todas las cosas “femeninas” (vestidos, cualquier signo de debilidad o necesidad de asearse) y se introduce a una joven que se considera un monstruo, es fría y tiene muy pocos amigos. A pesar de que eso no sea muy original, hay una cita del libro que me gusta tanto que hace que me deje de importar tanto:

“Ella era un monstruo, en definitiva, que de vez en cuando se negaba a comportarse como tal. Y cuando una bestia dejaba de actuar como lo que era, ¿dejaba de serlo? ¿Acaso se convertía en otra criatura? Quizá no sabría reconocer su propia naturaleza, después de todo.”

El nudo es bastante previsible a lo largo de toda la historia, aunque al final hay un giro que uno no se espera, aunque es verdad que cuando digo “el final” es entre unas 20 a 50 páginas antes de que se acabe el libro. Fueron felices y comieron perdices.jpgPor alguna razón esta autora tarda más en concluir sus obras que normalmente donde en 10 o 15 páginas se mata al malo, se reúnen los amantes y, o se propone un problema para una posible secuela o fueron felices y comieron perdices. Lo bueno de esta conclusión prematura es que da más tiempo para ver esas escenas tontas en las que los personajes no hacen nada en especial, pero que en el fondo te hacen sonreír; escenas que suelen ser escasas en los libros.

un buen libro.jpgUna cosa que me he dado cuenta de los libros de fantasía que he leído últimamente, puede que sea porque ahora les dan este toque o por que hasta ahora no me había dado cuenta, es que se puede notar una ligera crítica política, pero especialmente, una exaltación de los derechos y libertades de la mujer que no recuerdo haber visto nunca antes. Esto puede ser que los libros no estén muy bien escritos y se reflejen las opiniones personales del autor en vez dejar que el lector piense por sí mismo, porque se haya perdido (o añadido) algo en la traducción, porque me haya leído demasiada literatura de los s. XVII y XVIII para el colegio y hace mucho que no veo a un personaje femenino con poder o, porque están empleando los libros de fantasía para enseñar a los jóvenes ciertos valores vitales.

Algo que realmente me ha gustado de este libro es que le dan mucho valor al personaje femenino y que se hablan de temas que tal vez podrían haber sido más tabú hace unos años; exponiendo especialmente la necesidad injusta de que las chicas tengan que aprender a defenderse porque vivimos (y los personajes también) en un mundo injusto. Además, se defiende que la mujer aprenda a pelear, de hecho, al final del libro (no es un spoiler, así que no os preocupéis) la protagonista se dedica a viajar entre los reinos para enseñar a todas las mujeres a pelear.

Publicaré la reseña del segundo libro, Fuego, dentro de poco, pero es bastante parecido a este, así que será más corta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.